viernes, 29 de febrero de 2008

Malestares Durante el Embarazo


Descubre cómo remediar las molestas náuseas y vómitos, recurrentes en un embarazo.
Aproximadamente ¾ partes de las mujeres embarazadas sufren malestares como náuseas y vómitos durante las primeras semanas del embarazo. Las náuseas pueden mantenerse hasta el final de la gestación, los vómitos suelen desaparecer a las dieciséis o veinte semanas.
Por lo regular estas molestias se producen por las mañanas en ayunas, aunque no se descarta la posibilidad de que se presenten a cualquier hora del día, sobre todo cuando se siente hambre, cansancio o aversión al olor de algunos alimentos.
Todo esto se debe al súbito aumento en sangre de ciertas hormonas, estamos hablando en concreto de los estrógenos y la gonadotropina coriónica.
Las náuseas y vómitos moderados, aunque molestos, no suelen presentar ningún riesgo para la salud de la madre o la del bebé, la mayoría de las mujeres aprenden a controlar sus náuseas. Cuando se requiere tratamiento médico es porque los vómitos y náuseas son intensos, y esto puede provocar deshidratación, pérdida de peso y ciertos trastornos metabólicos. En este caso, es necesario acudir al médico para asegurarse de que el embarazo progresa con normalidad.
Recomendaciones para disminuir la intensidad de las náuseas y los vómitos:



  • Toma un desayuno ligero por la mañana. El malestar por la mañana se puede remediar con una cucharadita de miel de abeja o bien un pan tostado.


  • Realiza de 5 a 6 tiempos de comida, cada 2 ó 3 horas para evitar la sobrecarga del estómago y mejorar las molestias digestivas.


  • Evite los dulces y los alimentos excesivamente grasosos.


  • La preparación y condimentación de los platos ha de ser suave, sin olores fuertes ya que pueden acentuar las náuseas y los vómitos.


  • Descanse todo lo que pueda.


  • Haga un poco de ejercicio diario al aire libre. Visita a tu nutrióloga para que te oriente sobre la cantidad y la combinación correcta de alimentos que debes comer diariamente.
    Por: Marcela BortoniLic. en Nutrición

1 comentario:

Naturalmente dijo...

Muchos científicos han teorizado que la enfermedad de la mañana en mujeres embarazadas es una adaptacion evolutiva, originada hace cientos de miles de años cuando nuestros primitivos ancestros vivian a la interperie y sobrevivian a base de lo que pudieran cazar o recoger creciendo silvestre. En esta etapa evolutiva, las mujeres embarazadas que mas efizcazmente podian discernir toxicos en los alimentos, mediante el olor o vomitando si era ingerido, sobrevivian para pasar esas habilidades a generaciones futuras. No es casualidad que el primer trimestre de embarazo es el mas sensitivo del feto a sustancias en la corriente sanguínea de la máma que pudieran afectar su desarrollo. Hay remedios naturales que ayudan a aliviar las nauseas y malestares digestivos de la enfermedad de la mañana, que son seguros, sin efectos secundarios, para aquellas madres que estan mas pendientes de su salud y la de su bebe en esta etapa.